Tener una hermana a la que le guste posar y sonreir es un lujo, haga sol o lluvia, frío o calor, y así fué como aprovechamos el sol matinal de la semana pasada para salir a la calle y buscar nuevos rincones para nuevos reportajes.
Estas son algunas de las fotos que sacamos: